Junio 2019, el mes más violento en 22 años en Sonora

0
7
Anúncio

HERMOSILLO.- Con un conteo preliminar de 152 personas asesinadas en el territorio sonorense, el mes de junio de 2019 puede considerarse como el más violento en casi un cuarto de siglo, esto al comparar los distintos años censados por el Sistema Nacional de Seguridad Pública y el cierre preliminar llevado a cabo por distintos medios de la entidad.

De acuerdo a la fuente de orden federal, desde enero de 1997 al cierre de mayo de 2019 en el estado de Sonora no se tiene registro de un mes con tantas muertes derivadas de agresiones armadas como los 152 contabilizados hasta la tarde del domingo 30 de junio.

A este respecto, señalan medios locales que los principales focos de la violencia a lo largo de junio han sido los municipios de Cajeme con 68 asesinatos, Hermosillo con 24, la conurbación Guaymas-Empalme con 11 y 13 muertos respectivamente y las ciudades fronterizas de San Luis Río Colorado, Nogales y la región Agua Prieta-Naco, zonas donde se contabilizaron 11 casos de homicidio, sumando al final 3 occisos más en Caborca, Sonora.

Anúncio

Incremento superior al 50%

De igual forma, estos 152 casos de homicidio al ser sumados con los datos oficiales que se tienen desde el primero de enero al 31 de mayo generan un total de 460 víctimas de homicidio doloso desde inicios de año al cierre de la presente edición.

Es así que, al comprar los resultados de este primer semestre de 2019 con los 304 asesinatos censados durante el mismo periodo de 2018 se llega al mencionado incremento de 51.64% con de 2018 a 2019.

La severidad de los casos

Otra cosa digna de ser señalada es que no solamente el número de muertos incrementa, sino también la severidad de varias acciones criminales perpetradas durante junio a lo largo del estado: ejecuciones de elementos de policía, ataques a comandancias, descuartizamientos y mutilaciones, asesinato de funcionarios públicos, ataques por convoy del crimen organizado a poblaciones alejadas y lo más lamentable, el asesinato de niños por armas de sicarios.

Los hechos

Entre estos hechos se tiene que enlistar en primer lugar el asesinato de 9 personas en menos de tres horas en las comunidades de Agua Prieta y Naco, hecho donde más que las muertes llamó la atención la rapiña de los ciudadanos, quienes aprovecharon para robar las armas de los sicarios, esto el 10 de junio.

Tras esto, el 15 de junio una madre de familia fue asesinada durante el funeral de su hijo, esto en Empalme, Sonora, solo por increpar a los criminales que tuvieron el descaro de aparecer durante el cortejo fúnebre de su propia víctima.

Después, la madrugada del 17 de junio, los cuerpos de dos hombres aparecieron descuartizados en calles de Ciudad Obregón, Cabecera Municipal de Cajeme, Sonora, donde llamó la atención como a uno de ellos se le extrajo el corazón y se le colocó como collar.

El 20 de junio, siguiendo con esta ola de violencia, el contralor de Guaymas, Daniel Pardini, fue acribillado junto a otro trabajador del ayuntamiento guaimense en pleno centro de Guaymas, esto después de ser señalado en unas mantas que se presume fueran colocadas por el crimen organizado semanas antes de los hechos.

Pasados estos hechos, el 21 de junio por la madrugada, decenas de hombres armados atacaron tres viviendas de la comunidad de Rosario Tesopaco, donde la autoridad no reportó muertos o heridos, solo viviendas atravesadas por las balas y vehículos quemados, aunque después un video presentara lo que se presume fue la ejecución de al menos 5 personas “levantadas” en la mencionada demarcación.

El clímax de estos hechos violentos llegó el jueves 27 de junio, cuando en una balacera ocurrida en la colonia Las Misiones, de Ciudad Obregón, las balas alcanzaran a un niño de 4 años, quien perdió la vida junto a su padre, presunto blanco de los asesinos.

Horas más tarde, en la misma ciudad una bebé de 3 meses recibió un impacto de arma calibre 9 milímetros en una puerta, esto en un atentado donde asesinaron a su padre, un joven de 28 años.

El fin de semana, la violencia se presentó de nuevo en Guaymas, Sonora, donde la tarde del 29 de junio fue atacada a balazos una unidad de la Policía Municipal del Puerto, donde murió un elemento y otros más resultaron heridos.

De esta forma es que cierra, al menos hasta las 17:00 horas del día 30, el más más violento en Sonora en los últimos 22 años.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí